PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

150 ultimas


PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

X FECHAS


PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

x orden alfabetico

enlaces


*

PULSAR 1 de arriba para cerrar pestaña


PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

+ vistas


PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

VARIOS


Contador Gratis
relojes para blogger html clock for websites contador de usuarios online
PULSAR   1  de arriba para cerrar pestaña

25/2/10

Mapas misteriosos


Mapas misteriosos

Uno de los mapas más increíbles que jamás se han dibujado data del año 1513 y su autor fue el almirante turco Piri Reis (1470-1554). En él se ven con toda precisión partes de África occidental, la península Ibérica y el continente americano, incluso el contorno de América del Sur, que no se descubrió hasta 1516. Un facsímil del mapa, reaparecido en 1929 en Estambul, llegó en 1956 a manos de M. J. Walter, del Departamento de Hidrografía de la Marina de Estados Unidos. Este concluyó que el mapa debió de basarse en informaciones conocidas desde hacía milenios. Pero ¿quién habría sido capaz en aquel entonces de elaborar atlas modernos?

CARTÓGRAFOS ANCESTRALES
Cuando el historiador Charles Hapgood, de la Universidad de Keene en New Hampshire, Estados Unidos, oyó hablar de la intrépida sospecha de Walter, decidió examinar el mapa de cerca. Al cabo de siete años presentó los resultados de su investigación detectivesca. La costa europea y las islas del norte del Atlántico llevan la indicación del grado de longitud que marca la distancia correcta hasta la costa de América del Sur y la Antártida. Este descubrimiento es toda una sensación, pues los grados de longitud no se podían definir ni siquiera a comienzos del siglo XVIII. Para ello habría sido necesario disponer de instrumentos cronométricos exactos, cosa que solo es posible con ayuda de relojes mecánicos, que en 1513 todavía no existían.
MIRADA DESDE EL ESPACIO
También el Caribe aparece correctamente dibujado, aunque con un ángulo equivocado, y el Amazonas está por duplicado, cosa que para el profesor Hapgood tiene una explicación lógica: Piri Reis había señalado que su mapa se había confeccionado a partir de 20 mapas parciales muy antiguos. Por lo visto hubo dificultades a la hora de definir los solapes entre ellos. A esto se añade que el mapa no se proyecta sobre el Ecuador, como hacen los mapas modernos, sino desde un punto situado a gran altura encima de la ciudad egipcia de Syene (Asuán). Una vez corregido, al profesor se le pusieron los pelos de punta. Comprobó que incluso la costa oriental de América, que en 1513 todavía era desconocida, aparece dibujada con precisión. El río Atrato en Colombia está perfectamente topografiado desde su fuente en las cordilleras hasta la desembocadura en el Pacífico.
La inclusión de la Antártida, que no se descubrió hasta 1818, es toda una sensación. "Los detalles geográficos coinciden notablemente con los resultados del perfil sismográfico registrado por la expedición antártica del año 1949 -constata Hapgood-. Esto demuestra que la línea litoral se dibujó antes de que estuviera cubierta de hielo, hace por lo menos 10.000 años. No sabemos cómo encajan los datos de este mapa con los conocimientos geográficos de 1513."
ENIGMAS DE ANTIGUOS MAPAS
El conocimiento del mundo por parte de los antiguos cartógrafos era fragmentario, pero aun así los antiguos mapamundis reflejan de modo especial el pasado cultural de la humanidad. Al observarlos nos damos cuenta enseguida de lo poco que se conocía nuestro planeta incluso en el siglo XVII. Tanto más asombroso es el hecho de que existan algunos mapas que se contradicen drásticamente con el conocimiento de los cartógrafos europeos de la época. Estos mapas comprenden territorios e islas que todavía no se habían descubierto. ¿De dónde sacaron los eruditos sus increíbles informaciones?
CIENCIA MODERNA
Vasco Núñez de Balboa (1475-1519) fue el primer europeo que cruzó en 1513 el istmo de Panamá para llegar finalmente al océano Pacífico. Francisco Pizarro conquistó en 1532 el imperio de los incas en Perú y Pedro de Valdivia llegó en 1550 hasta Chile. Las mediciones geográficas quedaban todavía muy lejos. Pero ya en 1510 el erudito suizo Henricus Glareanus (1488-1563) dibujó un mapamundi en el que reprodujo tanto la costa oriental como la occidental de América del Sur, con sus bahías y sus ríos, con una precisión pasmosa.
En el año 1569, Gerhard Mercator (1512-1594), el fundador de la cartografía moderna, dibujó un mapamundi en el que aparece el continente antártico, descubierto 250 años más tarde. Señaló lugares de la Antártida que entonces eran totalmente desconocidos, como el cabo Dart, el lago Amundsen, la isla de Thruston o la cadena de Regula, invocando fuentes antiguas.
EL PRIMER PLANO DE LA ANTIGÜEDAD
En marzo de 1998, un grupo de arqueólogos hizo un descubrimiento sensacional cerca del Coliseo romano: en las ruinas de la casa del emperador Nerón (Domus Aurea) apareció en un fresco de 2.000 años de antigüedad el primer gran plano urbano de la historia. "Seguro que no es de Roma, nunca habríamos pensado que los edificios de la Antigüedad tuvieran formas tan extrañas", comentó el director de la excavación, Eugenio La Rocca. Más bien parecía Londres, opinaba, pero a fin de cuentas eso no podía ser. Los edificios altos se reflejan en el agua y se ve la muralla de la ciudad, torres, un anfiteatro y puentes. Y para colmo de la sensación, la ciudad estaba dibujada a vista de pájaro, como si el dibujante volara por encima del entramado urbano.
DESCUBRIMIENTO EN EL SEPULCRO CHINO
El mapa más antiguo de China tiene 2.100 años de edad y se parece asombrosamente a un mapa geológico moderno. Lo descubrieron en el sepulcro de la aristócrata Ma Wang Dui (hacia 150 a. C.), que se halla a las afueras de la ciudad de Changsha (Hunán). Reproduce a escala (1:180.000) de modo preciso la topografía de la región de Daoxian (Hunán), el río Xiao y la zona alrededor de Nanhai (Guandong). El profesor Wang Shiping, del Museo Histórico de Xian, comentó en 1996 el hallazgo con estas palabras: "Si no sonara tan fantástico, se diría que el modelo de este mapa fue una fotografía tomada hace miles de años desde un extraño satélite en la órbita terrestre".
TEORÍAS EXPLICATIVAS
Actualmente están en discusión tres posibles explicaciones. En primer lugar, la pregunta es: ¿Eran capaces nuestros antepasados, pese al primitivismo de sus técnicas, de medir la vastedad de los océanos con sus pequeños botes? ¿Consiguieron determinar exactamente su posición en medio del Atlántico, explorar continentes lejanos y volver con sus resultados a un punto central para confeccionar mapas de gran precisión?
Los defensores de la segunda tesis están convencidos de que estos mapas se inspiran en los conocimientos de visitantes extraterrestres, pues el mapa de Piri Reis está dibujado como si un satélite hubiera tomado desde muy gran altura varias fotografías que se solapan. También se basan en el hecho de que incluso refleja la distorsión debida a la forma esférica de la Tierra.
Hapgood, por su parte, saca la siguiente conclusión: "Podría ser que la ciencia que observamos en el amanecer de la historia registrada no era nuestra ciencia en sus comienzos, sino los restos de la ciencia de una civilización ignota". De momento no se puede más que especular, pero un objeto histórico fantástico reclama también una explicación fantástica.